10 enero 2007

No por menos esperado....

Ayer pensaba hacer mención al nuevo éxitocosechado por Juan Ortiz en Manizales, donde fue el triunfador de la novillada que abría la feria colombiana, pero, de repente, en mi paseo matinal por la blogosfera taurina, me encuentro con la noticia que ofrece La Tribuna de Salamanca: Morante corta la temporada taurina americana, y se vuelve a Sevilla tras la espantá de su nuevo mentor, Rafaé. Cuando se anunció la noticia del singular apadrinamiento, ya dijimos que era más lírica que otra cosa, y parece, que se confirman los peores presagios.
Como dice Costi, "El amor y el trabajo, cuanto más lejos mejor".
Siempre me ha gustado de Morante, el que, pudiendo estar calentito en una Casa Grande, y entrar en el intercambio de cromos habitual, ha apostado por la independencia. Esperemos que siga así y sean su muleta y su espada las que determinen su destino.

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home