30 noviembre 2007

Agustín Díaz-Yanes.


Agustín Díaz-Yanes, director de cine (Alatriste, entre otras) y guionista de Belmonte, (donde Achero Mañas se metía en la piel del Pasmo de Triana), concede una entrevista a la Revista Taurodelta en la que habla sin tapujos de su afición a los toros.

Hijo de banderillero, habla de toros y toreros sin tapujos, con un profundo respeto y amor a la Fiesta.

La entrevista merece la pena leerla tranquilamente, pero especialmente interesante me parecen estas dos perlas:

Sobre la evolución del toro señala que "El toro de aquella época era más pequeño, pero infinitamente más fiero, con una movilidad tremenda, muy complicado de torear, con muchos pies. Si saliera ese toro ahora, la mayoría de los matadores y los banderilleros tendrían que cambiar sus formas de torear. Ya lo dijo Antoñete en su momento, reconoció que pudo volver porque había cambiado el toro."

Y sobre si defendería los toros ante los políticos manifiesta:

"No. Ese es uno de los grandes errores que se cometen en defensa del toreo. Los que vamos a los toros lo hacemos sencillamente porque nos gustan, no porque alguien nos diga que se trata de un patrimonio nacional. Los toros son un arte, un espectáculo anacrónico al que un alto porcentaje de la población se va a enganchar".

Etiquetas: ,

0 Comments:

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home